Especialidades

ODONTOLOGÍA GENERAL

La odontología dentro  del ámbito de la salud, es la especialidad que se encarga del diagnóstico, tratamiento y prevención de las enfermedades de la cavidad oral, dientes, periodonto y articulación temporomandibular. Y de todas las estructuras del aparato estomatognático como paladar, lengua, glándulas salivales, sin olvidarnos de los labios y mucosa oral.

Las principales enfermedades de las que se ocupa la odontología son la caries, maloclusión y la enfermedad periodontal.

El equipo profesional de Maskdental en los años de profesión, y trabajo en este ámbito de la salud, se ha dado cuenta que cada vez son más las personas que han decidido cuidar su salud oral, puesto que cada vez creen más en que la salud general entra por la boca.

Los odontólogos junto con las higienistas dentales trabajan día a día en educar y concienciar a los pacientes de la importancia de tener una boca sana. La cavidad oral influye en la salud general, puesto que está íntimamente relacionada y no es algo aislado de nuestro cuerpo. Desde hace mucho tiempo, es bien conocido la relación existente entre los procesos patológicos presentes en la cavidad oral (dientes y mucosas) y  los problemas sistémicos en los individuos.

No es algo que debamos cuidar solo por cuestión estética o por evitarnos un dolor de muelas.

Sabemos que la solución  para mantener una buena salud bucal y general, es hacer hincapié en la prevención con revisiones periódicas al especialista de la salud oral, y lo ponemos a tu disposición día a día.

La caries consiste en la desmineralización del esmalte causado por los ácidos que se forman cuando la placa bacteriana descompone el azúcar en la boca. La caries se forma cuando los alimentos que contienen carbohidratos quedan atrapados entre los dientes y no se eliminan completamente con el cepillado y el hilo dental. La placa bacteriana produce ácidos que atacan el esmalte y crean pequeños agujeros en los dientes llamados caries que, de no recibir tratamiento, pueden agrandarse con el tiempo y destruir por completo el diente.

Las principales causas de la caries son los efectos de los alimentos azucarados y pegajosos, al igual que las bebidas al ser degradados por las bacterias. A mayor consumo de azúcar, mayor será la producción de ácidos que lleva a la formación de la caries. El azúcar se mezcla con la placa y debilita el esmalte haciendo que el diente sea vulnerable.

Si no se tratan, las caries pueden extenderse y afectar capas más profundas de los dientes. Pueden provocar dolor de muela intenso, infecciones y pérdida de diente.

caries

Una obturación dental es un tratamiento sencillo y relativamente rápido, que tarda en hacerse aproximadamente 40 ó 50 minutos.

En nuestra clínica, lo llevamos a cabo de la siguiente manera:

  1. Anestesia: antes de comenzar el procedimiento, el dentista aplica anestesia local en los casos que así lo requieran.
  2. Limpieza de la caries dental

El odontólogo retira el tejido cariado del diente. Al eliminar la parte de la pieza dental que no está sana, deja una cavidad que debe ser rellenada posteriormente.

  1. Relleno de la cavidad

Para rellenar el hueco dejado tras la limpieza de la caries utilizamos, generalmente, composite. Una vez que el dentista ha terminado de rellenar la cavidad, aplica luz para que dicho material se endurezca.

  1. Pulido y ajuste de la oclusión

Una vez que hemos llevado a cabo el paso anterior, pulimos el empaste y realizamos una prueba de mordida. De esta manera, nos asegurarnos de que el resultado estético y funcional sea óptimo.

Los empastes dentales de resina o composite son los que, hoy en día, se realizan de manera más habitual, cuenta con la ventaja de ser mucho más estético que cualquier otro basado en metales, pero también es verdad que es menos duradero.

El procedimiento de una reconstrucción, es la mima pero la cantidad de diente deteriorado es mucho mayor que en una obturación o empate simple.

ENDODONCIA

mujer ortodoncista con diente de plastico

Si la profundidad de la caries en las piezas dentales es muy profunda probable que haya llegado a los nervios del diente. Si es así, es posible que se debe realizar tratamiento de conductos o endodoncia.

La endodoncia es un procedimiento que permite salvar piezas dentales y que reduce los casos de extracción. Las endodoncias se realizan en piezas dentales con caries profundas, que propician la inflamación o la necrosis (muerte) de la pulpa dental. Otros motivos para la aparición de pulpitis o inflamación de la pulpa son algunos traumatismos, la abrasión, la erosión y el desgaste de los dientes por el roce entre ellos (por ejemplo debido al bruxismo) o la forma en que se realizan algunos tratamientos restauradores y los materiales que se utilizan en los mismos. La endodoncia es un procedimiento que permite salvar piezas dentales y que reduce los casos de extracción.

ilustración endodoncia

Anestesia: la anestesia que se utiliza en este tipo de intervención es local, afectando solo al diente a tratar y a la zona de alrededor. Es importante que en el momento de la anestesia no exista ninguna infección o inflamación en la pieza para que ésta actúe de forma correcta. De existir infección, la intervención deberá posponerse y se recetará al paciente la toma de antibióticos y antiinflamatorios, en caso necesario.

Apertura y aislamiento de la pieza: se realiza un agujero en la corona del diente mediante el cual se accede a la pulpa para su extracción y se aísla el diente de todo el organismo.

Conductometría e instrumentación: es el procedimiento de limpieza de los conductos para dejarlos asépticos o limpios.

Obturación: es la fase de sellado del diente, a través del cual se cierran los conductos que se han limpiado, dejando la pieza plenamente insensibilizada.

Control: una posterior radiografía y observación por parte del dentista para verificar la efectividad de la intervención. Generalmente se realiza un seguimiento durante unas semanas o meses.

endodoncia  fodo azul endodoncia fondo azul

CIRUGÍA ORAL EXODONCIA O EXTRACCIÓN

La exodoncia es un acto quirúrgico por el que se extrae un diente o la raíz  del mismo que ha quedado alojada en el hueso. La intervención se realiza bajo anestesia local y mediante una técnica sencilla y precisa que no suele revestir complicaciones. Salvo leve  hemorragia posterior y dolor postquirúrgico.

La pérdida de dientes puede provocar diversos tipos de alteraciones y dificultades, como por ejemplo el lenguaje, la digestión o la estética. 

Los motivos más habituales para la práctica de una exodoncia son la existencia de una caries y la enfermedad periodontal, si bien también puede ser necesaria en caso de dientes retenidos, supernumerarios, anomalías de posición y situación, dientes temporales o dientes relacionados con quistes y tumores.

TRATAMIENTOS CON PRÓTESIS REMOVIBLES

protesis-dental

Muchas son las  personas que acuden a la clínica para reponer las piezas dentales ausentes, entre todas las opciones de tratamientos  que existen en la odontología las prótesis removibles son una solución para muchos pacientes. Diversas circunstancias como extracciones, golpes, fracaso de algún tratamiento realizado con anterioridad, inflamación severa en la encía que rodea al diente… las que han obligado a tener que restaurar mediante prótesis las ausencias dentales.

Es importante saber que nacemos con un número de dientes en nuestra boca que son los adecuados  para poder masticar y triturar los alimentos correctamente y   de esta manera el  sistema digestivo funcione correctamente.

protesis-dental-fondo-gris protesis-dental

Los factores a tener en cuenta para determinar que prótesis necesitamos pueden ser la edad del paciente, posición de los dientes que tenemos y de los ausentes, el estado periodontal de las encías y el estado óseo y la higiene de paciente….

Las prótesis removibles, son las tradicionales dentaduras postizas, pero en la actualidad están muy evolucionadas y son mucho más discretas. Entre ellas encontramos las prótesis removible parcial y la prótesis removible completa. Se elaboran a medida cada paciente para que se adapte bien a la boca. Hay que limpiarlas muy bien todos los días después de cada comida. No se debe dormir con ellas. Independientemente de cuál escojas, deberás pasar por un proceso de adaptación inicial. Hasta que te habitúes puedes tener un poco de molestias y puede afectar al habla y a la función masticatoria.

El proceso de realización  es bastante sencillo, inicialmente se tomará un molde de la boca del paciente que será enviado al laboratorio colaborador que empezará a preparar la prótesis, el tiempo de finalización llevará entre 4-5 citas breves.

Existen diferentes materiales con los que hoy en día se realizan estas prótesis, resina acrílica, metal o resina inyectada

PROTESIS FIJA CORONAS Y PUENTES

Son las prótesis dentales que se realizan para suplantar piezas dañadas o perdidas, usando como pilares dientes naturales. Son las prótesis dentales que están en la boca del paciente de forma fija. Pueden ser para un diente (corona) o para varios (puente).Son trabajos de precisión y totalmente a medida del paciente.

corona fija puente

La realización de estos tratamientos es muy sencilla, se pone anestesia local al paciente. Inicialmente se empieza con el tallado del diente que vamos a restaurar o en los dientes contiguos donde vamos a colocar un puente, seguidamente se toma un molde de la boca del paciente y un registro de su mordida, para que después el laboratorio colaborador con Maskdental nos mande la primera prueba que será una estructura metálica, después nos mandará la segunda medida para la verificación del color del diente, y por último cementaremos la corona con cemento definitivo.

ESTETICA DENTAL

Estetica-dental-

La estética dental es la parte de la odontología, que se basa en encontrar la solución para lucir una sonrisa bonita, pero debemos tener en cuenta los labios, los dientes y las encías.
Actualmente en nuestra sociedad se da gran importancia a la imagen que proyectamos y es por ello el auge de la estética dental. La estética dental no es sólo lucir una bonita sonrisa, sino también un signo de buena salud bucodental.


En muchas ocasiones en Maskdental nos encontramos con pacientes pues que debido a distintas circunstancias nos preguntan cómo pueden mejorar su estética dental, porque no se sienten cómodos a la hora de hablar en público, al sonreír entonces esto les genera inseguridad.

En algunos casos es por tamaño, color y forma de los diente digamos la parte blanca de la sonrisa, en otros pues ocurre que la encía esta retraída y vemos los dientes más largos o todo lo contrario se encuentra por encima del diente dando un aspecto de menor tamaño, esta sería la parte rosa de la sonrisa, ocurre también que tanto la parte blanca y la rosa necesite una solución estética y así conseguir esa sonrisa que nos de seguridad día a día.

Hoy en día podemos encontrar diferentes técnicas para conseguir una bonita sonrisa y palear las carencias estéticas, buscando solución en cada caso, con blanqueamientos dentales, eliminar las manchas de fluorosis, cirugía gingival, empastes estéticos, carillas, ortodoncia o incluso con hidratación labial de ácido hialuroníco.

Higiene dental y Prevención

HIGIENE DENTAL Y PREVENCIÓN


niño-y-papa-cepillandose

La prevención siempre empieza desde uno mismo, cuando creemos que nuestros dientes son una clave  importante de   salud de nuestro cuerpo.

El equipo profesional de Maskdental basa su trabajo diario en la prevención, constantemente hacemos mención a nuestros pacientes que prevenir es la mejor propuesta para una boca sana.  No es sólo cuando tenemos dolor acudir al dentista, sino simplemente para que profesional verifique que todo es correcto, desde el índice de placa como cualquier patología.

La higiene dental es una práctica que te ayudará a prevenir enfermedades bucales tanto en las encías como en los dientes. Es la única forma de prevenir la formación de caries.  

Las higienistas  dentales son las especialistas, en realizar este tipo de tratamientos adecuadamente, educar  y enseñar a los pacientes como se encuentra su higiene bucal e indicarle cual es la mejor técnica para mejorar su estado.

No tener una buena salud dental libre de placa bacteriana no sólo afecta a los dientes, si no aquellos tejidos y estructuras que protegen y dan soporte a la raíz dentaria. La encía es la primera estructura, su función es básicamente proteger de los distintas agresiones externas (alimentos, masticación etc…), ligamento periodontal, hueso alveolar y cemento, cuya función es insertar y dar soporte al diente

La enfermedad periodontal a lo largo de los tiempos ha recibido distintas denominaciones: periodontoclastia, pericementitis o incluso piorrea alveolar y este último término “piorrea” ha quedado como denominación popular de estas alteraciones

Definir las enfermedades periodontales son aquellas alteraciones de origen infeccioso que se caracterizan por la inflación de la encía, provocada por la colonización bacteriana en la superficie adyacente de la encía, que su vez penetran por el periodonto y llegan a colonizar y destruir las estructuras.

Al transcurrir sin dolor pasan desapercibidas, pudiendo enmascarar una enfermedad ya avanzada. Los síntomas iniciales son el sangrando, inflamación, enrojecimiento e hinchazón de las encías.
Si el problema no cesa podemos detectar otros síntomas como la retracción de las encías, dientes más largos, presencia de pus, mal sabor, mal aliento, movilidad y separación entre dientes, aumento de la sensibilidad con el frío y sensación de dolor en las encías.

La gingivitis es un proceso generalmente reversible, produce la inflamación y enrojecimiento de la encía,  sangrado al lavar los dientes y no existe perdida de inserción del diente.

La periodontitis se produce cuando afecta al hueso de soporte de los dientes (cimientos). Ésta afecta a la encía y a los tejidos que están por debajo, como el hueso que rodea a los dientes y al ligamento periodontal que sujeta sus raíces. Si no se trata, esta enfermedad se hace crónica llegando a afectar seriamente a los “cimientos” de los dientes. Si avanza mucho, los dientes se mueven y se acaban perdiendo. El tratamiento de la periodontitis depende del grado de afectación. Cuando incipiente o moderada tiene buen pronóstico y se trata con limpiezas de boca exhaustivas y raspajes. En el caso que sea periodontitis avanzada hay que hacer, además, cirugía de las encías. En algunos casos donde ya hay movilidades importantes de dientes y graves pérdidas de hueso, el tratamiento consiste en la extracción de las piezas dentales y la preparación del hueso para poder reponer las piezas colocando implantes. La periodontitis crónica del adulto es la primera causa de pérdida de dientes en mayores. Por su parte, si dejamos que avance la gingivitis (por acumulación de placa/sarro), puede derivar en una periodontitis o piorrea (entonces la enfermedad se vuelve crónica y empieza a lesionar el hueso). Maskdental  tiene como objetivo  diagnosticar y prevenir este grupo de enfermedades para mantener nuestros dientes el mayor tiempo posible. En el caso de los adultos alrededor del 73 % de los adultos posee alguna enfermedad periodontal.

enfermedades-periodontales

EMBARAZOS
mujer_embarazada-sobre-fondo-blanco

En el periodo de embarazo  el objetivos para todos es relación entre la madre-feto. La preocupación más común entre las mujeres al estar en gestación es tener un problema dental y la utilización de anestesia.

Las mujeres embarazadas deben saber que el embarazo dura nueve meses, y se puede presentar cualquier problema dental, como puede ser caries, dolor de encías, sensibilidad dental, todo esto es debido a los cambios hormonales que se suceden en el periodo de embarazo. La gingivitis del embarazo ocurre con mayor frecuencia durante el embarazo porque los niveles hormonales aumentan y por lo tanto, se exagera la manera en que la encía reacciona a la presencia de irritantes en la placa. Sin embargo, es la placa y no las hormonas la principal causante de la gingivitis. Al mantener sus dientes limpios, especialmente cerca del borde de la encía, ayudará dramáticamente a reducir o mejor aún prevenir la gingivitis durante su embarazo y como otra recomendación debe sustituir los dulces por alimentos más sanos tales como quesos, frutas frescas o vegetales que son mejores para sus dientes.

Para ayudar a minimizar los riesgos durante el embarazo, he aquí algunos consejos generales y algunas de las afecciones a las que debe prestar atención:

  • Enfermedad de las encías – durante el embarazo, es necesario prestar atención a los dientes y a las encías. El cepillado regular dos veces al día, el uso de hilo dental una vez al día, una dieta balanceada y visitas regulares al dentista ayudarán a reducir los problemas dentales que acompañan el embarazo.
  • Erosión del esmalte – para algunas mujeres las náuseas matinales son el principal síntoma de embarazo. Junto con las náuseas aparece ácido adicional que, si se deja en la boca, puede erosionar los dientes. Asegúrese de enjuagarse la boca con agua o con enjuagues bocales con flúor para mantener el ácido bajo control.
  • Boca seca – la boca seca durante el embarazo puede poner a las mujeres en mayores riesgos de problemas como caries e infecciones. Beba mucha agua para mantenerse hidratada y mastique chicle sin azúcar para aumentar la producción de saliva.
ODONTOLOGÍA NIÑOS

La dentadura primaria está compuesta por los denominados dientes de leche, que son 20, entre los que se distinguen ocho incisivos, cuatro caninos y ocho molares. Aunque los dientes de leche finalmente se acaben cayendo con los años para dar paso a la dentadura definitiva del adulto, las posibles complicaciones que se puedan dar durante esta etapa (caries, bacterias, deformaciones maxilares, etc…) influirán de forma definitiva en la salud bucodental del niño, por lo que saber cuidar dientes y encías durante la infancia es muy importante para prevenir posibles afecciones futuras.

Durante la infancia precoz es necesario evitar ciertos hábitos que constituyen factores de riesgo que aumentan la posibilidad de que los niños desarrollen caries. Las principales causas de desarrollo de esta enfermedad durante la infancia son:

La lactancia materna tiene  muchas ventajas nutricionales y psicológicas, el desarrollo de malos hábitos eleva el riesgo de que el niño sufra complicaciones bucodentales, como las caries.

A partir de la aparición de los primeros dientes, no es recomendable que el niño tome leche materna durante el sueño, se debe interrumpir  la toma la misma, lavarle los dientes después de la ingesta, ya que durante el sueño los factores protectores de la saliva se encuentran reducidos.

A partir del primer año de vida, el niño debe ir abandonando paulatinamente el uso del biberón y comenzar a masticar, de manera que cuando llegue a los 18 meses de edad, pueda desecharlo por completo. El uso excesivo del biberón más allá de la edad recomendada favorece la aparición de un patrón de succión infantil, lo que puede acarrear deglución atípica, una variante alimentaria causada por la ruptura en la coordinación de movimientos musculares faciales que origina malformaciones dentomaxilares.

El chupete puede utilizarse, como máximo, hasta los dos años de edad, aunque lo más recomendable es abandonar este hábito entre los 12 y los 18 meses de vida. La alteración en la posición de la lengua que conlleva este hábito puede traer complicaciones.

Algunos hábitos por parte de madres, padres y cuidadores favorecen la transmisión de bacterias que pueden conllevar al desarrollo de caries., como: compartir cepillos de dientes, cucharas y otros utensilios que el niño se  pueda llevar a la boca, soplar la comida o limpiar el chupete con saliva.

El desarrollo de caries durante la infancia está estrechamente ligado al consumo de azúcares y carbohidratos fermentables. Es aconsejable evitar, en cierta medida, toda fuente de azúcares refinados durante los dos primeros años de vida, como galletas, bollería, snacks o refrescos. Las recomendaciones de una dieta saludable a nivel nutricional coinciden con las de una dieta que favorezca la salud oral, para lo que hay que reducir el consumo de azúcares y fomentar la ingesta de frutas, verduras y otros alimentos sanos.

Para prevenir las caries y otras posibles afecciones relacionadas con la salud bucodental, la mejor manera es establecer unos buenos hábitos de higiene oral.

De 6 a 12 meses

Se deben cepillar los dientes del niño diariamente, con un cepillo suave y sin usar pasta de dientes.
No se debe abusar de la ingesta de zumos y bebidas azucaradas. El niño puede tomar este tipo de productos ocasionalmente y siempre en pequeñas cantidades.
 

En algunos casos es aconsejable el uso de suplementos de flúor, pero se debe consultar con el pediatra antes de comenzar a utilizarlo.
 

Para el dolor de encías, muy común durante esta etapa en la que aparecen los primeros dientes, se pueden frotar suavemente con un cepillo o una gasa para aliviar las molestias.
 

De 12 a 24 meses

Hay que procurar conseguir una duración de cepillado adecuada (de dos a tres minutos).
 

Se puede emplear una pequeña cantidad de pasta de dientes a partir de los 18 meses.
 

Es recomendable empezar a cepillar la lengua y que el niño aprenda a enjuagarse y a escupir el agua.
 

De 3 a 5 años

Los niños deben cepillarse los dientes al menos dos veces al día y con la supervisión de un adulto.
 

Hay que instaurar unos hábitos alimenticios saludables, evitando, en la medida de lo posible, los dulces y las bebidas gaseosas.
 

Es importante tratar de eliminar hábitos como la succión del dedo y el uso del chupete, sobre todo antes de  la salida de los dientes definitivos.
 

De 6 a 12 años

Es recomendable llevar el niño al dentista cada 6 u 8 meses para hacer revisiones.
 

Se puede empezar a utilizar la seda dental a partir de los 12 años. 

Ortodoncia


chica-con-frenillo

La ortodoncia es una especialidad de la odontología que se encarga de todo el estudio, prevención, diagnóstico y tratamiento de las anomalías de forma, posición, relación y función de las estructuras dentomaxilofaciales. Su ejercicio es el arte de prevenir, diagnosticar y corregir sus posibles alteraciones y mantenerlas dentro de un estado óptimo de salud y armonía mediante el uso y control de diferentes tipos de fuerzas.

Durante mucho tiempo se creyó que esta especialidad sólo se utilizaba para la corrección bucal de los niños, pero la realidad es que también se realiza en personas adultas gracias a la importancia que va adquiriendo  educación bucodental.

En el caso de la ortodoncia es una especialidad que cada vez más son  las personas se propone realizar, porque muchos estudios nos demuestran que la incorrecta posición de los dientes, genera problemas estéticos que su vez crea  inseguridad a la hora de hablar o sonreír, trastornos masticatorios, trastornos de fonética en el habla e incluso problemas de respiración y por su puesto en los  mismos dientes dificultad para la  higiene dental que puede derivar en  gingivitis o periodontitis y con ello perdida del soporte de los dientes.

La profesional de ortodoncia  de Maskdental, realiza una primera visita al paciente para ver el estado de su boca si tiene la edad correcta para realizar este tratamiento y valorar la manera en que podría corregir la disfunción. Se toman unos modelos del paciente y después un estudio radiológico.

En muchas ocasiones los pacientes precisan de ambas técnicas para la resolución de sus problemas dentales.

Está compuesta de elementos adheridos a los dientes bandas y brackets a los que se anclan firmemente unos finos arcos elásticos de aleación metálica de níquel-titanio  mediante un conjunto de ligaduras. Hoy en día los brackets son de un tamaño inferior, los hay también estéticos cerámicos (color blancos). No implican un cambio físico demasiado aparente, puesto que la estética es una preocupación para muchas personas.

chica-dientes-frenillo chica-con-frenillo-cabello-rojo

La técnica aparatología removible son los que permiten ser retirados de la boca por el propio paciente. Ello le permite quitárselos durante la higiene oral y en las comidas. Estos aparatos, cuando tratan problemas dentales, tienen sus indicaciones específicas que no suplen a la ortodoncia fija, si bien solucionan algunas maloclusiones sencillas con un coste económico inferior y menos molestias para los pacientes. En cambio, suelen ser ampliamente empleados en ortopedia de los maxilares con resultados muy diversos, pero siempre con mayor ámbito de uso que la ortodoncia multibrackets. Se utilizan, sobre todo, como tratamiento en dentición temporal (temprana o infantil), donde pueden llegar a corregirse determinados estados patológicos diagnosticados a tiempo, hasta tal grado que el tratamiento en la dentición permanente sea muy específico o incluso innecesario.

aparatologia-dental-removible

Implantes

Implante dental

Un implante dental  esta diseñado para sustituir la raíz de una pieza dental faltante  y mantener el diente artificial en su lugar. Habitualmente tiene forma roscada y está fabricado con materiales biocompatibles que no producen reacción de rechazo y permiten su unión al hueso. La superficie del implante puede presentar diferentes texturas y recubrimientos, utilizadas habitualmente para aumentar su adhesión al hueso (osteointegración si es de titanio y biointegración si se trata de un material cerámico).

Al reponer los dientes perdidos por medio de implantes se conserva mayor cantidad de hueso alveolar ya que este se reabsorbe al no recibir ningún tipo de estímulo, por ello en muchas ocasiones cuando los dientes se han perdido mucho tiempo atrás es necesario colocar el injerto óseo y membrana.

Para que un implante dental tenga éxito, la calidad del implante es tan importante como la del tejido óseo del maxilar o la mandíbula donde se integra. Sin una buena superficie de agarre, es muy difícil que el implante se mantenga en la boca del paciente por mucho tiempo: los cirujanos maxilofaciales estiman que la zona de hueso que sustente a un implante debe tener como mínimo unos 10 mm de altura y unos 5 mm de espesor.

Muchas personas, por diversos motivos, no conservan el hueso en un estado óptimo. Por suerte, los cirujanos maxilofaciales o implantologos  tienen a su alcance las técnicas de regeneración ósea, que permiten que una gran mayoría de pacientes puedan hacerse un implante dental

Existen diversas técnicas para lograr la correcta osteointegración de un implante, que pueden dividirse en dos grandes tipos: membranas e injertos. Los injertos son pequeños “transplantes de hueso”, ya sean fragmentos del hueso del propio paciente (autoinjertos), de otra especie (xenoinjertos) o con materiales sintéticos, como cerámicas cristalinas. La opción preferida es la del hueso del propio paciente, pero no siempre son posibles.

Estos injertos permiten aumentan tanto la anchura como la altura del hueso del maxilar o la mandíbula donde se va a colocar el implante. Son muy utilizados sobre todo en los maxilares, con la técnica conocida como elevación del seno maxilar.

Gracias a los injertos de hueso, y después de unos meses, se puede alcanzar el nivel de cantidad y calidad ósea necesaria para un implante. En ocasiones, no obstante, el incremento es muy pequeño y puede realizarse en el mismo momento de la cirugía implantológica.

En muchos casos, la integración del injerto en el maxilar o la mandíbula no es automática, y los cirujanos maxilofaciales deben recurrir al uso de membranas que sostengan el “mini-transplante” para que no se desplace hasta que se integre en el resto del hueso. Estas membranas pueden ser sintéticas o de moléculas biológicas, como el colágeno los resultados suelen ser mejores.

Los pacientes que han pasado muchos años edéntulos (sin dientes), suelen tener las pérdidas de hueso más significativas, y en estos casos, casi siempre es necesario uno de estos tratamientos de regeneración ósea previo a la colocación del implante.

Las personas de edad avanzada, con osteoporosis, enfermedad periodontal y/o que fuman tabaco (que afecta a la vascularización de la zona y provoca que la calidad del hueso sea menor), suelen ser los pacientes que más habitualmente necesitan de estas técnicas antes de hacerse un implante dental.

La investigación  sobre los implantes dentales en clínica ha llevado a un nuevo tipo de implante denominado transcigomático, que permite un aprovechamiento máximo del hueso. Se trata de implantes en la zona del pómulo (hueso cigomático), cuyo volumen no se ve afectado por la pérdida dental, como sucede habitualmente con los huesos maxilares que pueden atrofiarse. Esta técnica permite tratar a pacientes con poco hueso en la zona maxilar.